itMisiones

DEPORTES HISTORIA

Tito Cucchiaroni: un “maestro artesano” de ídolos

Tito - idolo

El 4 de julio se cumplieron 50 años del fallecimiento de Ernesto “Tito” Cucchiaroni. Él es reconocido por ser una de las figuras más entrañables del fútbol misionero. Trascendió la barrera de los ídolos para pasar a ser un referente de todos los jóvenes de su época. Demostró su capacidad junto a grandes equipos como Tigre, Boca Juniors y la Selección Argentina. Con ese talento, Cucchiaroni llamó la atención en el extranjero. En 1957 fue fichado por el Milan y posteriormente jugó en Sampdoria.

Primeros años de Tito Cucchiaroni

Ernesto nació en Posadas, Misiones, un 16 de noviembre de 1926. En una familia compuesta por ocho hermanos. Fue alumno de la escuela 43 y el sexto lo cursó en la Escuela Superior Nº1. Sin embargo, por su excesiva dedicación al deporte, sus padres lo internaron en el Colegio Religioso de los Hermanos Maristas (Entre Ríos). No duró mucho tiempo, regresó a Posadas y se inscribió en el Roque González. Además del fútbol, practicaba básquet, natación y boxeo.

Tito Cucchiaroni - En Boca Juniors
Tito con la camiseta de Boca Juniors.
Autora: Marcela Cucchiaroni.

En diálogo exclusivo con itMisiones, Marcela Cucchiaroni (sobrina del futbolista) recordó emocionada: “‘Tito’ fue el apodo reconocido por todos, pero para su madre y sólo para ella, firmaba en sus cartas como ‘Tu Indio’. Quizás una manera de reconocer que su vida no tenía nada que ver con esquemas convencionales”. Siguiendo este ímpetu, se inscribió en el Club Atlético Bartolomé Mitre y rápidamente, en 1949, integró el seleccionado misionero.
En la cancha de San Lorenzo, despertó el interés de los representantes de la AFA. Fue entonces contratado por Tigre, equipo de la primera A. Tras seis años en Tigre lo compraron en Boca Juniors por una cifra millonaria.
“Con ese dinero, Tigre construyó la tribuna techada que a día de hoy le da aspecto de fútbol inglés”, destacó Marcela. Salió campeón con Boca y consiguió el título Sudamericano con el Seleccionado Argentino (hoy Copa América). En total jugó 11 partidos con la camiseta de la Selección, siendo el primer misionero.

Su vida en el exterior: jugador del fútbol italiano

En 1957 comenzó a jugar en el Milan. En el rossonero tuvo un gran arranque de temporada. Compartió plantilla con Juan Schiaffino y Cesare Maldini. Salieron campeones de la temporada 1956/57 y disputó la Copa de Campeones de Europa (actual Champions League). El equipo le otorgó un pasaporte para viajar como jugador por todo el mundo. Luego una serie de lesiones lo relegaron”, continuó Marcela.

Tito Cucchiaroni - En la Revista El Gráfico
Cucchiaroni en la portada de la revista “El Gráfico”.
Autora: Marcela Cucchiaroni.

Dos años después fue transferido a Sampdoria (Génova). Allí obtuvo la ciudadanía italiana que le correspondía por sangre. Luego de 138 partidos y 40 goles, Cucchiaroni se convirtió en el ídolo de la afición. En 1969, de retorno en su tierra, se creó el primer grupo de hinchas denominados “Ultras Tito Cucchiaroni”. Los mismos se ubican en la Gradinata Sur del Estadio Luigi Ferraris. Todos los domingos se observan sus banderas con la frase “Ultras Tito” recordando el paso del posadeño.

Vida posterior y últimos años

“Fue un poco el Maradona de ayer en la tierra de sus ancestros. Allá, en Europa, sus piernas diseñaron el ballet de un fútbol que se enriqueció con la personalidad de este ídolo. Y su trayectoria se transformó en parábola cuando en 1963 regresó a su tierra natal, acompañado de su esposa Eddy Garlando” reconoció la sobrina de Tito, Marcela.
En Posadas se desempeñó como Director Técnico en Bartolomé Mitre y Guaraní Antonio Franco. Con este último ganó el regional de 1971 y le permitió ser “el primer equipo misionero en jugar un torneo nacional”. Cuando logró esa clasificación se volvió inolvidable.

Tito Cucchiaroni - En Sampdoria De Génova
Tito Cucchiaroni (destacado) con el equipo de Sampdoria de Génova.
Autora: Marcela Cucchiaroni.

Finalmente, en el mismo estadio que lo vio nacer y que hoy lleva su nombre, falleció. A causa de un infarto el 4 de julio de 1971, a los 44 años. “Pasó a ser un referente: excelente jugador y mejor persona. Como pocos: hombre de bien y mejor amigo”, subrayó con potentes palabras Marcela. Desde entonces, “TITO: cumplido tu deseo”, se lee en el balón de bronce que le dedicó un amigo. Que engalana la entrada del panteón del cementerio La Piedad, su última morada.

Tito, entre la pasión y la herencia

Tanto en Argentina como en Italia, el fútbol constituye parte importante de la cultura popular. Pero, en nuestro país, se entendió no sólo como un deporte, sino también como un arte, una pasión y un medio de cohesión social. Tito Cucchiaroni fue hijo y nieto de italianos. Su padre Enrico Ernesto Cucchiaroni proveniente de una familia de Loreto, en la provincia de Ancona, región de Le Marche, inmigró en 1913. Del otro lado del océano quedó gran parte de su corazón: sus padres y tres hermanos.
Buscando nuevos horizontes, de Buenos Aires se dirigió hacia el norte. En Alvear, Corrientes conoció a quien sería su esposa: Concepción Ferreyra. Se radicaron en Posadas y tuvieron sus hijos. “Una familia muy unida, al mejor estilo italiano, donde ‘hacían piña’ para ayudarse entre todos”, indicó Marcela.
Su padre falleció en 1949, cuando Tito empezaba a dar sus primeros destellos en fútbol. Quizás nunca imaginó que su hijo llegaría a Italia y sería el primero de sus descendientes en conocer a esa familia, uniendo “su otra mitad del corazón”.

Tito Cucchiaroni - A 50 Años De Su Muerte
Homenaje de los Ultras a 50 años de su muerte. Autora: Marcela Cucchiaroni.

Así, el astro misionero del fútbol, más allá de brillar en los estadios italianos, unió lazos de sangre… Por algo llevaba el nombre de su padre y la fuerza para emigrar. “Il cielo è sempre più blu, cerchiato di blu”, sigue cantando a día de hoy la hinchada de los Ultras Tito Cucchiaroni.

Tito Cucchiaroni: un “maestro artesano” de ídolos ultima modifica: 2021-08-05T08:34:14-03:00 da Jennifer Gisselle Eichberger

Commenti

Subscribe
Notify of
guest
2 Comments
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments
Jusn Domingo Silv

Lo conocí a Ernesto Bernardo “Tito” Cucchiaroni cuando fue Director Técnico de Guaraní Antonio Franco. Un lujo para La Franja. Saludos

Sara Esther Santi

Muy querido por mi padre,también italiano. Recuerdo el día de su partida. Yo tenía diez años,en mi familia sintieron muchísimo su partida. Un gran ser humano!!!Hermoso homenaje, esta nota,Marcela querida

Promuovi la tua azienda in Italia e nel Mondo
To Top
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x